Barotrauma: cómo evitar el dolor de oídos en el avión

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el "análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Viaja tranquilo con nosotros

Barotrauma: cómo evitar el dolor de oídos en el avión

viernes, 19 de febrero de 2016

Barotrauma: cómo evitar el dolor de oídos en el avión

Cuando viajamos en avión nuestros oídos están expuestos a los cambios de presión, que pueden derivar en el molesto barotrauma. Te contamos en qué consiste esta dolencia y cómo puedes combatirla.  

¿Qué es el barotrauma?

El barotrauma es una alteración en el oído, producida por la presión excesiva del aire o el agua. También se le conoce como enfermedad por descompresión.

En el caso de los aviones, el mayor cambio de presión en nuestros oídos tiene lugar en el momento del aterrizaje, si bien durante el vuelo también estamos expuestos al barotrauma.

· La trompa de Eustaquio conecta el oído con la parte posterior de la boca. Dentro de la trompa hay unas burbujas de aire en constante movimiento, que equilibran la presión interna del oído. Cuando estas burbujas se bloquean por un cambio de presión, tiene lugar el barotrauma.

· Al viajar en avión tiene lugar un cambio de presión en el oído, creando un vacío que empuja el tímpano hacia fuera. En función de la presión puede producirse desde un leve taponamiento, hasta un dolor agudo e incluso sangrado.

Síntomas del barotrauma

El barotrauma suele durar un breve plazo de tiempo, tras el cambio de presión. Los síntomas habituales son:

· Dolor de oído.

· Sensación de oídos comprimidos y taponamiento.

· Ligera pérdida de audición.

Los casos más graves de barotrauma pueden incluir síntomas más graves durante varios días:

· Derrame de líquido seroso.

· Sangrado.

· Taponamiento prolongado.

· Mayor pérdida de audición.

· Posible desgarro del tímpano.

Los casos extremos  afectan al centro del equilibrio, produciendo mareo y vértigo, por lo que se requiere una cirugía de urgencia.

Tratamiento del barotrauma

· Los casos leves de barotrauma no precisan tratamiento;  tú mismo puedes combatirlo bebiendo frecuentemente, bostezando, masticando un chicle o tomando un caramelo.

· Si el barotrauma persiste, se puede tratar con descongestivos. Es probable que el tímpano esté congestionado, por lo que tu médico de cabecera te recetará un tratamiento con antiinflamatorios.

· En el caso de derrame de líquido en el oído interno, el es posible que tu médico te recomiende un tratamiento inicial con  antihistamínicos, corticoides o antibióticos, con el fin de que el derrame no se infecte.

· Si persisten los síntomas graves, un otorrinolaringólogo debe realizar un corte en el tímpano, con el fin de drenar dicho líquido para así igualar la presión.

· Puede que los tímpanos se perforen por el cambio de presión. Aunque parezca grave, este tipo de lesiones suelen sanar por sí solas, aunque será necesario un seguimiento médico.

Consejos de prevención

· ¿Estás resfriado, tienes un ataque de alergia o una infección de oído? Es mejor que reprogrames el vuelo hasta que te encuentres mejor.

· Los tapones para los oídos ayudan durante el vuelo, ya que contribuyen a disminuir el cambio de presión. 

· No hay medicamentos concretos para prevenir el barotrauma; pero te puede ayudar que tomes un antihistamínico o un spray descongestivo. Estos productos favorecen que las trompas de Eustaquio permanezcan abiertas.

· Con el fin de mantener abiertas las trompas de Eustaquio, es aconsejable que bebas a menudo, masques chicle, tomes caramelo o bosteces de vez en cuando.

· Si estos métodos no son suficientes y experimentas los síntomas del barotrauma, intenta “destaponar” los oídos. Para ello tienes que taparte la nariz, aspirar aire por la boca e intentar expulsarlo por la nariz. De ese modo los oídos dejarán de “crujir” aunque no soples con demasiada fuerza, ya que podrías lesionarte los tímpanos.

· Es importante que te mantengas despierto durante el aterrizaje, pues es el momento de mayor descompresión en los oídos. 

· Si viajas con niños, mantenlos quietos mientras desciende el avión. También has de proporcionarles caramelos o agua para que sus trompas de Eustaquio estén abiertas. Para bebés o niños pequeños, recurre al chupete o un biberón.

¿Te da miedo volar? Te ofrecemos una serie de consejos para que superes tus temores.

Con AXA Assistance tendrás la mejor cobertura para tus vacaciones y desplazamientos. Contrata ya tu seguro de viajes y disfruta de la máxima tranquilidad.









Artículos relacionados

CALCULA TU SEGURO

Origen            España

Destino

Salida

Regreso

Fecha del viaje
Total personas aseguradas
+
-
Asegurados mayores de 65 años
+
-

Cargando