Turismo en Lisboa: qué ver y hacer | AXA Assistance

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el "análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Viaja tranquilo con nosotros

Turismo en Lisboa: qué ver y hacer en la capital lusa

lunes, 11 de julio de 2016

Turismo en Lisboa

Lisboa, es mucho más que la capital de Portugal, es la ciudad de las siete colinas y la magia del fado. Cuenta la leyenda que “la ciudad de luz” está llena de nostalgia y que añora el esplendor de su pasado imperial.

La capital portuguesa es un destino ideal y económico para una escapada este verano. Está rodeado de pueblos únicos, y de lugares con encanto como lo son Sintra o Cascais, por lo que es uno de los primeros destinos de Portugal elegidos por los turistas.

Te recomendaremos un pequeño itinerario con aquellas cosas que no te puedes perder:

Lo primero que te aconsejamos, dependiendo de los días que vayas a viajar, es que te compres la Lisboa Card. Así podrás utilizar cualquier medio de transporte público y acceder a multitud de museos. Por ejemplo, el coste para tres días es de 36 euros.

La Plaza del Comercio:

Por esta plaza daremos nuestros primeros pasos y podremos perderemos entre sus anchas avenidas, monumentos y calles peatonales.

Dos de los puntos principales de interés son:

·Arco Triunfal da Rua Augusta: situado en el lado norte de la plaza y que dará comienzo a una de las calles más importantes de la ciudad, La Baixa.

·Estatua Ecuestre de José I: situada en el centro de la plaza.

Tranvía:

Los tranvías lisboetas son mucho más que un medio de transporte. Se trata de un viaje, corto y barato, pero que te dejará un recuerdo imborrable. Aunque tienes que tener cuidado para que la experiencia no se convierta en un calvario. Los viejos tranvías tienen fama de ser el lugar preferido de trabajo para los carteristas. Así que no te descuides.

Los tranvías que más turistas albergan son el número 15 y el 28. Este último es el que realiza el recorrido más largo y que pasa por los lugares más emblemáticos de la ciudad.


Elevador de Santa Justa:

Para salvar algunos de grandes desniveles que provocan las colinas de la ciudad, se construyeron en algunos puntos de la misma elevadores. Uno de los más famosos es el Elevador de Santa Justa. Tiene 45 metros de altura, es de estilo neogótico y a día de hoy es una atracción turística más.

Está edificada en hierro colado y embellecida con filigranas. En su interior la torre dispone de dos ascensores y el billete ronda los 5€. Es la forma más cómoda de subir al Barrio Alto, aunque también puedes hacerlo caminando, ya que dispone de unas escaleras que llevan al mismo lugar que el ascensor.

Santa María de Belem:

Es uno de los barrios más privilegiados de Lisboa, con sus calles anchas y zonas ajardinadas. Siglos atrás, en sus puertos estaban ancladas las carabelas de los navegantes portugueses, pero hoy en día se encuentran embarcaciones deportivas. Belem es una visita imprescindible que reúne algunas de las actividades favoritas de los turistas.

Una de las cosas típicas son los pasteles de Belem. Son baratos y están tan buenos que a partir del momento en que los pruebes, cada vez que recuerdes tu viaje, este tendrá gusto a crema y olor a canela.

En Santa María de Belem se encuentra:

·El Monasterio de los Jerónimos:

Este enorme monasterio empezó a construirse en 1501. Es una espléndida síntesis del gótico tardío y del renacimiento. En su interior se encuentran las tumbas de Vasco de Gama y de Luis Camoes.

En la antigüedad una de las funciones de los monjes que vivían en su interior era la de rezar por el Rey y dar apoyo espiritual a los marineros portugueses, antes de que emprendieran sus viajes.

·Torre de Belem:

Fue construida como fortaleza en la desembocadura del Tajo para defender a Lisboa de los piratas que venían a saquear la ciudad. Tiene una estructura defensiva con sus almenas en forma de escudos y sus torreones de vigilancia.

Es uno de los monumentos más importantes de la ciudad de Lisboa y pertenece al patrimonio de la UNESCO.

Barrio de Alfama:

Uno de los mejores lugares para disfrutar del género musical más conocido de Portugal, el fado, es el Barrio de Alfama, siendo el rincón más fadista de la ciudad. Te recomendamos asistir a una cena con espectáculo en directo porque es otra de las experiencias lusas que no podrás olvidar.

Puente Vasco da Gama:

El Puente de Vasco de Gama está caracterizado por ser el más grande de Europa. Tiene 17,2 kilómetro de largo y en días nubosos es imposible ver el otro lado del puente. Desde aquí podrás cruzar del norte al sur de Portugal de la forma más sencilla.

Recibe este nombre por el mítico navegante portugués Vasco da Gama.


 

Estos son algunos de los lugares turísticos más importantes de la ciudad lisboeta. No le des más vueltas a la cabeza y empieza a organizar tu viaje.

Disfruta de tu experiencia por la capital de Portugal con la protección de AXA Assistance. Contrata ya tu seguro de viaje Visa Schengen y el seguro de viaje por ocio, y tendrás las mejores coberturas.









Artículos relacionados

CALCULA TU SEGURO

Origen            España

Destino

Salida

Regreso

Fecha del viaje
Total personas aseguradas
+
-
Asegurados mayores de 65 años
+
-

Cargando