Cómo ayudar a que sus hijos se sientan como en casa mientras están fuera

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Viaja tranquilo con nosotros

Cómo ayudar a que sus hijos se sientan como en casa mientras están fuera

lunes, 19 de enero de 2015

Cómo ayudar a que sus hijos se sientan como en casa mientras están fuera

Una situación triste, la de los padres. No sólo han de apoyar a sus hijos durante toda su vida, sino que a veces han de aconsejarles lo mejor para ellos, aunque no les agrade la idea. Por ejemplo, mejorar sus idiomas estudiando en el extranjero. He aquí algunos consejos para hacer que este tiempo sea lo más llevadero posible, y que los hijos se sientan como en casa aunque estén a miles de kilómetros.

Abrace las comunicaciones online

Skype, whatsapp, IRQ… Uno de los mejores inventos para la comunicación internacional. A pesar de las diferencias de tiempo, podrás estar en contacto con tus hijos con facilidad. Un modo fácil y gratuito, siempre y cuando tengáis internet.

SMS y email

Ya no cuesta más enviar un texto a un teléfono en el extranjero que a uno de su país. Así que, de nuevo, ¿qué son unos céntimos por una sonrisa? Y lo mismo con el correos electrónico que es gratis. Incluso postales digitales.

Correo postal: lo tradicional

Una de las mejores sensaciones es abrir el buzón y ver un sobre con tu nombre escrito a mano. Sobre todo si estás en el extranjero, y ya no recibes cartas ni del banco. Desde una simple postal hasta una carta diciendo “Hola”, o una colonia con un “Esto me recuerda a ti”… Al final, son sólo unos céntimos por el sello, y conseguirá que su hijo o su hija sonrían y tengan algo que poner en su pared.

Cambios de humor…

No espere noticias de sus chicos cuando están en un bar a las cuatro de la mañana pasando un gran momento en sus vidas. En lugar de ello, le llamarán con lágrimas, estrés, preocupaciones y depresión. No olvide, no obstante, que “un problema compartido es menos problema”. Una buena charla es un buen bálsamo. 

… y un cierto grado de egoísmo

Cuando los hijos parten, siempre les diremos que, ante todo, traten de ser felices. No suponemos, en ese momento, que eso significa pocos contactos, que no vuelvan por Semana Santa, el no deseo de volver a cada en todo el año y poco entusiasmo en las invitaciones a que les visites. No te lo tomes a pecho, y aprovecha tu propia libertad. 

Más consejos

Para saber qué tener en cuenta cuando los hijos van a estudiar a otro país, en este enlace ofrecemos una serie de tareas que sirven de apoyo para ayudarles a planear su año en el extranjero.

Consigue las mejores coberturas en el seguro de viaje con los seguros Estudiantes Premium de AXA Assistance. Contrátalo ahora y tendrás absoluta tranquilidad durante la estancia de tus hijos en el extranjero.









Artículos relacionados

Calcula tu seguro

Origen

Destino

Salida Regreso
Fecha del viaje
Total asegurados
+
-

Cargando